El detector magnético inalámbrico MC-30 permite la detección de la apertura de ventanas y puertas formando parte de la protección del perímetro. El MC-30 ha sido diseñado para funcionar con el sistema de alarma CPX300W.
Propiedades:

  • Bajo consumo de energía,
  • Batería de larga duración, de 6 años,
  • Señal de prueba cada 15 minutos,
  • Señal de sabotaje al abrir la carcasa y arrancar de la pared.
  • Control de batería baja,
  • Alcance de transmisión máximo en el espacio abierto de 1200 m,
  • Incluye dos medidas de altura de carcasa para el imán,
  • Conector para exterior interruptor de láminas (entrada de tipo NC).

 

Certificados e instrucciones de dispositivo disponibles solo para usuarios que han iniciado sesión.