El detector inalámbrico PIR-30 permite la detección de movimiento en el área protegida. El PIR-30 ha sido diseñado para funcionar con el sistema de alarma CPX300W.
Propiedades:

  • Transmisión de radio bidireccional,
  • Detección en tecnología infrarroja pasiva,
  • Compensación de la temperatura,
  • Señal de prueba cada 15 minutos, alarma de la zona controlada no menos de cada 3 minutos,
  • Control de batería baja,
  • Alcance de transmisión máximo en el espacio abierto de 1200 m,
  • Señal de sabotaje al abrir la carcasa y arrancar de la pared si está montado con tornillos.

 

Certificados e instrucciones de dispositivo disponibles solo para usuarios que han iniciado sesión.